PR AS - 62 Ruta del Alba

Una senda antiguamente utilizada por los pastores para llegar al Valle del Aller.

Sobrescobio
Distancia:  7.000 m
Desnivel:  300 m
Dificultad: Baja
Tipo: Lineal
Tiempo: 2 horas
Apta para niños

La ruta, declarada Monumento Natural, es uno de los principales atractivos del Parque Natural de Redes. Comienza en Soto de Agues, a 2 Km. de Rioseco, capital del municipio de Sobrescobio.

Dejamos el coche en el aparcamiento que hay a la entrada del pueblo. Anduvimos hasta el final del mismo, atravesando sus calles empedradas que discurren entre bonitas casas de piedra con galerías y hórreos.

Llegamos al lavadero, donde un panel muestra información sobre la ruta, que comienza en ese mismo lugar.
Empezamos a andar por una ancha pista hormigonada, dejando a la izquierda el río Alba (también llamado Llaímo) flanqueado por llanos prados con pomaradas.

Unos 700 m. después nos encontramos con una piscifactoría. A partir de aquí el paisaje se vuelve más montañoso y el camino, más estrecho, alternándose tramos hormigonados con otros empedrados.

Alcanzamos El Campurru tras haber caminado otros 2 Km. En este lugar se conservan restos de los antiguos cargaderos de la mina Carmen, de la que se extrajo hierro durante la primera mitad del siglo XX.

Seguimos nuestro camino, encontrándonos de vez en cuando prados salpicados de cabañas de piedra rehabilitadas y también algunas zonas de descanso con mesas y bancos de madera.

Llegamos a La Vega, alcanzando así el Km. 5 de la ruta. Esta zona dispone de bancos y mesas para descansar antes de afrontar el último tramo: las foces del Llaímo. Tomamos un estrecho sendero de tierra que va pegado al río, lo que nos permite ver los numerosos pozos y cascadas (algunas de 10 m. de altura) que hay en este lugar y maravillarnos con la majestuosidad de las paredes verticales del desfiladero.
En esta parte del trayecto hay tramos donde el tránsito se hace complicado, ya que se debe pasar por encima de piedras algo resbaladizas.

Tras atravesar el río por los puentes de La Pontona y La Resquiebra, subir unas escaleras de piedra y andar unos metros más, llegamos al último puente (éste de madera) que nos condujo al punto de destino: la Cruz de los Ríos. Esta zona de prados dispone de mesas con bancos situados alrededor de un antiguo refugio de montaña. Aquí comimos y descansamos para emprender el camino de vuelta.

Recomendaciones:
  • Botas de trekking: en el último tramo hay zonas rocosas que pueden resultar resbaladizas si están mojadas y otras pueden estar embarradas, ya que el camino es de tierra.
  • La senda es apta para bicicletas y carritos de bebé, excepto los dos últimos Km, que tampoco son adecuados para niños pequeños.
  • Durante el recorrido podemos encontrarnos con vehículos agrícolas circulando, por lo que hay que prestar atención.
  • En Rioseco podemos visitar la Casa del Agua, que es un Centro de Interpretación dedicado a poner en valor este elemento tan presente en el Parque Natural.


Read more...

PR AS-198 Ribera del Río de la Peña

En un bosque de especies autóctonas se esconden vetustos molinos.

Nava
Distancia: 4.854 m
Desnivel: 130 m
Dificultad: Baja
Tipo: Circular
Tiempo: 1:45 h
Apta para niños

El punto de partida está cerca del pueblo de Piloñeta, en el lugar conocido como "Puente Pra", donde el río de la Peña vierte sus aguas al Pra. Aquí se encuentra el panel explicativo de la ruta.  Hay suficiente sitio para dejar el coche y mesas con bancos para comer o descansar.

Atravesamos el Río de la Peña por un puente y nos encontramos con el molino de Pra. Justo después hay un cruce, donde tomamos un camino de tierra y piedra, dejando a la derecha una pista hormigonada ascendente. El camino es llano y a ambos lados hay robles, castaños, avellanos, tejos... En seguida distinguimos a la orilla izquierda del río los restos de otro molino camuflados por la vegetación.

Cuando llevábamos andados unos 500 m desde el comienzo de la ruta llegamos a otro molino, el cuál debimos atravesar. Justo después subimos por una escalera excavada en el terreno, que nos condujo al canal (el canal es un cauce por el que se conduce el agua desde el río hasta el molino). Caminamos por el canal unos 200 m. Tras dejarlo atrás anduvimos otros 100 m y nos encontramos con otro molino que estaba inundado casi por completo por el agua del río.

Unos metros más adelante cogimos un camino asfaltado que nos condujo hasta el último molino de la ruta. En este punto, conocido como Les Mestres, una señal vertical indica que se debe tomar un camino a la derecha que asciende entre el bosque, alejándonos del río. Subimos por este camino durante aproximandamente 1 Km para alcanzar el Alto de la Cipresta, donde hay un cruce. Una señal indica que hacia la izquierda se accede al pueblo de Campanal y a la derecha, continúa la ruta. Elegimos la segunda opción  y comenzamos a descender por un camino hormigonado bordeado por árboles. Tras recorrer unos 1,5 Km el camino se vuelve llano y atraviesa el río Pra, para inmediatamente volver a subir entre prados.

La última parte de la ruta es un camino asfaltado y llano que atraviesa los pueblos de Gradátila y Piloñeta para posteriormente descender hasta el punto final: Puente Pra.
Recomendaciones:
  • Botas de trekking.
  • Bastones de trekking.
  • Es interesante visitar en  el pueblo de Nava el Museo de la sidra, dedicado a esta tradicional bebida asturiana.

Read more...
Contacta con nosotros en: sendaastur@sendaastur.com